El Santo

El Santo

Rodolfo Guzmán Huerta nació el 23 de septiembre de 1917 y murió el 5 de febrero de 1984, mejor conocido como Santo “El enmascarado de plata”, fue un actor y luchador profesional mexicano.

El Santo es quizá el más famoso de los luchadores en Latinoamérica, y ha sido referido como “una leyenda” de este deporte en México. Su carrera en la lucha libre duró casi cuatro décadas, durante las cuales se convirtió en un héroe popular y un símbolo de la justicia para el hombre común ya que su personaje trascendió el ámbito de la lucha libre y se transformó en una especie de súper héroe al protagonizar historietas (comics) y películas, de hecho, su popularidad y el mito provienen en gran medida de estos últimos medios y no de la lucha libre.

El Santo jamás perdió su máscara plateada en combate y se creó el mito de que nunca se quitaba su máscara, ya que, si lo hacía, moriría. Se retiró de los encordados a principios de los ochenta. A principios de los años 80, se presentó en el programa “Contrapunto” de Jacobo Zabludovsky, donde el presentador logró lo que nadie pudo hacer en el cuadrilátero: despojar de su máscara a “El Santo”, dejando ver por primera vez parte de su verdadera identidad. En el medio corrió el rumor de que el conductor había engañado al luchador y que esto provocó en él un fuerte disgusto que afectó su salud, murió de un infarto al miocardio, pasando así de ser un icono a una leyenda.

 

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *