Jon Stewart

Jon Stewart
Jon Stewart es considerado una de las voces preeminentes de la comedia y el comentario social de Estados Unidos. Desde su silla de conductor de “The Daily Show with Jon Stewart,” de Comedy Central, Stewart “ha soplado nueva vida a un show que ni parecía necesitarla,” dijo el diario The New York Times.
Desde que se convirtió en conductor de “The Daily Show” en enero de 1999, la presencia de Stewart ha subido los ratings y lo ha dado a conocer, tanto a él como a la cadena de televisión.


Como presentador de “The Daily Show” Stewart ha entrevistado a figuras como el ex presidente Bill Clinton, los senadores Hillary Rodham Clinton, John Kerry, John Edwards y Bob Dole y celebridades como Tom Cruise, Tom Hanks y Bruce Willis.
En los últimos cinco años, Stewart y “The Daily Show” han recibido 10 RESULTADOS al Premio Emmy y han ganado 7. Han sido galardonados con Guión Sobresaliente en un Programa de Variedades, Música o Comedia cuatro veces: 2001, 2003, 2004 y 2005, al igual que Serie Sobresaliente de Variedades, Música o Comedia en el 2003, 2004 y 2005. Jon mismo fue nominado por Actuación Individual Sobresaliente en un Programa de Variedades o Música en el 2002, 2003 y de nuevo en el 2005.
Stewart ha iluminado la portada de muchas revistas incluyendo Newsweek, Rolling Stone, New York Magazine, etc. También fue nombrado “Entretenedor del Año” del 2004 por la revista Entertainment Weekly y fue galardonado como “Entretenedor del año de Nueva York” por la revista Variety. Recientemente Stewart ha sido visto en programas como “Oprah” y “60 Minutes.”
Jon Stewart es consciente de que, tras su debut como maestro de ceremonias en los Oscar el domingo, tantas posibilidades tiene de ser elogiado como de recibir una somanta de críticas. Si ocurre lo segundo el mundo no se le acaba. Primero porque volverá a The daily show , el satírico informativo que presenta de lunes a viernes en Comedy Central y que en EEUU se ha convertido en los últimos años en un galardonado programa de referencia e incluso de culto para muchos jóvenes. Segundo, porque considera que “hay otros trabajos mucho menos honorables que el de piñata”.
Stewart, que se puso al frente de The daily show en 1998, consiguió poco a poco hacer del espacio un referente. Tiene un millón y medio de seguidores diarios, y políticos y actores hacen cola para asistir a las entrevistas.

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *